La guerra opuesta

Cuento

Había una vez dos reinos los cuales eran enemigos porque los habitantes de

uno eran los valores y los del otro los antivalores, el de los valores estaba

habitado por: Paz Morales, Paciencia Sandoval, Honestidad Escobar,

Solidaridad Gutiérrez, Generosidad Gonzáles, Sencillez García, Respeto

Restrepo, Amor Garavito y muchos más.  Y el de los antivalores estaba

habitado por: Contienda Pérez, Impaciencia Rodríguez, Mentira Ordóñez,

Egoísmo Alarcón, Avaricia Orjuela, Vanidad Araujo, Grosería Cabrera, Odio

González, etc.  Un día paciencia Sandoval y Sencillez García, iban caminando,

cuando de repente Pum!!!  Se chocaron con Impaciencia Rodríguez y con

Vanidad Araujo, se pusieron tan bravas que cada grupo se dirigió al reino

opuesto, al llegar se sorprendieron de ver personas tan buenas y tan malas.

Al llegar al palacio del Rey Bueno II, Impaciencia tenia mucho afán porque no la

atendían rápido y Vanidad solo se miraba en los espejos de cada corredor.  Era

tal el desespero, que de manera irrespetuosa exigieron que el rey las atendiera.

Al ver al rey ni siquiera lo saludaron y empezaron a hablar como cotorras

dando sus quejas, el Rey  Bueno II que escucho con atención, guardo silencio

y se quedo pensando en una solución para que esta clase de problemas no

ocurrieran.  Mientras tanto Paciencia y Sencillez visitaban el  palacio del Rey

Malo IV, quien tan pronto supo que pisaban este lugar, las mando a encerrar

en la mazmorra, sin escuchar ninguna explicación, luego por boca de los

guardias el rey se entero de lo sucedido.  En ese momento en el

reino opuesto el Rey Bueno II daba una orden a su mensajero Respeto

Restrepo: Respeto por favor lleva esta carta al Rey Malo IV.  La carta decía

que por  favor estuvieran en paz y perdonara cualquier mal entendido,

inmediatamente  el mensajero guardo la carta y tomo camino para cumplir con

la orden.  También  el Rey Malo IV estaba dando una orden a su mensajero

Grosería Cabrera que decía: Al Rey Bueno II: No descansare hasta acabarlo a

usted y a todo su reino también.  Cuando a cada uno le llega la noticia se

sorprenden y el Rey Malo IV le declara la guerra al Rey Bueno II y como este

no sabia que era la guerra entonces le pidió a Impaciencia y Vanidad que le

explicaran que era la guerra.  Entonces Impaciencia rápidamente contesto: La

guerra es una batalla entre dos reinos en la que se pierden vidas, hay mucho

dolor, el ejército que tenga mas soldados y mejor plan al final gana y toman

preso al líder del  otro ejercito y a veces lo matan.  El Rey quedo tan aterrado

con tal información, que eligió a los soldados de su ejército, entre ellos:

Honestidad Escobar, Paz Morales, Justicia Galvis, Amor Garavito, Bondad

Ramírez y muchos más.  En el ejército de antivalores estaban: Contienda

Pérez, Avaricia Orejuela, Mentira Ordóñez, Odio Gonzáles y muchos más.

Ambos reyes acordaron encontrarse en el valle benignidad, la frontera de

ambos reinos; para la batalla.  Cuando llegaron se sorprendieron porque allí

encontraron a Solidaridad Gutiérrez y a Egoísmo Alarcón estudiando juntos,

habían decidido ir a un lugar tranquilo porque tenían una tarea de la escuela.

Averiguar sobre un valor y un antivalor y que consecuencia traían.  El Rey Malo

IV no dio espera y empezó la pelea, pero no peleaban con armas sino con

palabras porque la palabras pueden herir mas que una espada.  Así mismo el

Rey Bueno II tuvo escudos muy fuertes y resistió todo el tiempo con templanza

y prudencia, así que la pelea duro horas y hasta días, cuando  de repente  en el

horizonte apareció una persona extraña que pasaba por allí y al verlos se

detuvo diciéndoles: Es inútil esta pelea, peleando no van a conseguir nada

solo amargura y dolor y después lamentaran haberlo hecho porque su corazón

se sentirá herido, se los digo porque yo lo he vivido, además para pelear se

necesitan dos, guardo silencio y siguió su camino.  El ejercito del Rey Malo IV

ya se encontraba agotado, porque era tal la fuerza y resistencia del ejercito del

Rey Bueno II.

Que su adversario decidió   entregar las armas y darse por

vencido, todo el ejército del Rey Bueno II  dio un grito de victoria y allí en El

Valle Benignidad se creo una Ley que decía  que nunca mas el reino de los

antivalores declararía la guerra al reino de los valores.  En este lugar se dejo

una placa en piedra que decía: EN ESTE VALLE QUEDARON MUERTAS LAS

MALAS PALABRAS DESPUES DE UNA GRAN BATALLA.  YACE AQUÍ EL

PUNTO DE PARTIDA DE UN FUTURO LLENO DE BUENOS VALORES PARA

EL MUNDO ENTERO….

….Y TODOS VIVIERON FELICES PARA SIEMPRE.     FIN

Autor:  Catalina Mora

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s